No me duele crecer… Me duele el echo de ver las cosas distintas.

Hace poco tiempo atrás una conocida a quien aprecio mucho, Pia, reflexionaba en su Facebook días después de su cumpleaños número 40, diciendo “cuando digo ya tengo 40, siento que estoy hablando de otra persona…” Y, como tengo el gusto de conocerla aunque sea un poquito, pensé enseguida que de verdad su edad en años no representaba como es ella… Un espíritu joven, que además no sabría distinguir si tiene 25 o 40 porque ella es enérgica, alegre y se ve físicamente bien.

Es que los años son sólo años, suena obvio, verdad?

Cuando pase los 30 años y fui mamá y mucha gente de mi entorno comenzó a tener “una familia” (anillo, papeles, bienes en común, niños que mantener),  muchos de ellos cambiaron su comportamiento casi repentinamente! De pronto yo misma me encontré viendo a mis amigos “viejos” , los sentía demasiado preocupados por el colegio al que irían sus niños de… 6 meses??? Estresados por el cambio económico que implica y más estresados aún por todo lo que “debían” ser y tener  “a esta edad”.

De pronto fui yo la que se sintió fuera de lugar, como si fuera una adolescente eterna; tatuándome, apuntándome a cursos de entrenamientos, paseándome en mini shorts y usando la misma ropa que a los 25. Hablando de temas ligeros, contando mis torpezas como divertidas (rayones del auto que le ocultaba a mi esposo como una adolescente a sus padres, cosas por el estilo). Saliendo de noche con amigas sin mi esposo, dejándolo en casa con Lucy, recogiendo animales; saliendo en pijama a comprar pan… Cosas que una persona adulta y respetable jamás haría, un horror!!!

En que me eh convertido? Me dio el viejazo a los 33???!!!

#NOT (broma).

Los años pasan y me preocupé y ocupe de seguir siendo y haciendo lo que me haga feliz!!! La gente seria y respetable me parece aburrida, huyó de esas personas, los respeto pero prefiero ser a ojos ajenos una inmadura, una oveja descarriada… A convertirme en alguien que debo ser pero no soy.

Cada año más lejos de los 30 mucha gente de mi entorno comienza a hablar y actuar de una forma inimaginable hace tan solo 10 años atrás. Y no hablo de tomar responsabilidades; nosotros también (hablo en plural porque papachongo es bastante parecido a mí) tenemos responsabilidades, pagamos seguros, mantenemos un hogar con mascotas y niños, pagamos cuentas, tenemos deudas; vivimos el stress de lo cotidiano con mal genio a veces, otras en modo piloto automático… Pero nunca me planteo “ya no estoy en edad de…”

Siento que siempre estoy en edad de cualquier cosa que me haga bien, me enseñe algo y quizá hasta me haga más feliz. Cuando veo una cama elástica me subo y salto con la misma adrenalina de salir volando que sentía a los 7.

Cuando veo un columpio y no hay niños (porque si soy responsable y podría lastimar a alguno), me subo y me balanceo con esa misma sensación de que el estómago se me va a escapar… Porque dejaría de hacer esas cosas????

Cuando en casa el ambiente está aburrido o tenso pongo la música más ordinaria que se me venga a la mente y con mi pijama de Batman comienzo a hacer bailes exóticos y muero de risa, reímos todos y siento que mi hogar es un poco más feliz.

Hace poco me sentí algo revolucionada por distintas cosas que me pasaron y me tatué el brazo, y me encantó. Mi papá me dijo que le daba impresión “eso de los tatuajes”, yo sé que él me ama y fue suave, pero para él los tatuajes son cosa de gente poco seria y hasta quizá algo ordinario… Pero no me importó; él es mi máximo referente y desearía ser como él en muchas cosas. Y me encanta que él haya sido respetuoso y no opinado sobre mi tatuaje, él es mi ejemplo de “vive como quieras pero deja al resto vivir”, y me siento muy bendecida de que mis padres nunca me hayan forzado a ser lo que ellos no pudieron; justamente porque ellos siempre vivieron con convicción y son consecuentes con su forma de pensar y los admiro mucho.

Pero yo no quiero ser una persona seria frente a quien otros sientan el más mínimo pudor de hablar o ser de determinada manera; nunca jamás.

Quiero correr por la casa en calzones burlándome de mi flacidez, quiero decir “me chupa un huevo” y efectivamente seguir haciendo cosas que me hagan sentir bien.

Tenga 30, 40 o 50; mientras tenga salud pienso seguir haciendo lo que me antoje, aunque el mundo entero me vea como una pendeja.

¿Saben porque? Porque cuando uno cumple las expectativas ajenas siente un momento de satisfacción por el reconocimiento ajeno, bajo el altísimo costo de quedar vacíos, de sentir que estás viviendo la vida de otro, de un otro muy distinto al que entró a la universidad jurando que salvaría vidas, o el que terminó el colegio planeando viajar por el mundo y hoy pasa el día entre 4 paredes. O sin siquiera reconocer a esa adolescente que soñaba con ser actriz, músico, cirujano, ingeniero atómico.

Todos los días, en cualquier instante del día, tenemos la oportunidad de ser quienes deseamos ser (puedes ser músico y al mismo tiempo tener un trabajo y una familia); y hacer lo que quieras hacer… Yo soñaba con ser una cocinera muy famosa, de esos que trabajan en TV, diseñan cartas de restaurantes y la gente los reconoce. Creo que me falta mucho camino pero me acuesto con la satisfacción de que cada día hago cosas que me llevan a cumplir mis sueños y que, en el recorrido, lo pase bien.

La frase que sentencia “cada uno es arquitecto de su vida” es una gran verdad. Podemos cumplir obligaciones, pero también podemos decidir el límite del costo de cumplirlas y el costo emocional que asumimos.

Así que hoy domingo, si estás deprimido realmente tenes que revisar tu rutina porque algo no anda bien.

Genoveva Tenaillon.

Coach en felicidad con magister en la universidad Patch Adams.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s